Actualidad Villa La Angostura | plogging | residuos

Villa La Angostura: La innovadora práctica del plogging

Ariel Quiroga Manzur realiza una curiosa e innovadora práctica ambiental que es tendencia en Europa para contribuir al cuidado de Villa La Angostura.

Ariel Quiroga Manzur (53) es un vecino de Villa La Angostura que lleva adelante, desde hace tres semanas, una creciente acción en pos del cuidado ambiental y la contaminación de residuos la localidad: el plogging, movimiento que es tendencia en Europa. En diálogo con Diario 7 Lagos, el también profesor de Taekwondo relató cómo surgió en él la necesidad de llevarlo adelante y qué es lo mejor de poder combinar el deporte con una buena acción sustentable.

"Hago running y soy profesor de Taekwondo, tengo mi actividad comercial pero le dedico mucho tiempo a la actividad física y ahora a mi edad, a la importancia de concientizar sobre la importancia del medio ambiente", explicó Manzur, quien entonces optó por hacer "plogging" en medio de la Ruta de los 7 Lagos, en Villa La Angostura.

El plogging es una nueva modalidad deportiva, impulsada desde Estocolmo (Suecia) que aúna la practica deportiva con el respeto por el medio ambiente: se trata de salir a correr e ir recogiendo los desperdicios, residuos o basura que uno se vaya topando por el camino. El término es el resultado de la fusión de la popular palabra inglesa ‘running’ y de la expresión sueca ‘plocka upp’, que significa recoger.

FV 790 VERMONT

"Conocía que el plogging surgió en 2016, es algo nuevo en que se combina el hecho de realizar deporte con recoger basura. Siempre hice un circuito de 3km de ida y de vuelta, vivo a tres cuadras de la Ruta, la utilizaba muchísimo para correr", agregó el vecino.

En Angostura, la deportista Alex Tersoglio fue una de las pioneras en el años 2018 de organizar "1er Encuentro de Plogging Angostura"

image.png
La enorme cantidad de residuos juntada por Ariel, a través del plogging, en la Ruta de Los 7 Lagos, Villa La Angostura.

La enorme cantidad de residuos juntada por Ariel, a través del plogging, en la Ruta de Los 7 Lagos, Villa La Angostura.

De esta manera, decidió sumarle un valor agregado a la actividad física ya habitual de su rutina: "empezó a surgir, comencé a correr por la banquina y ver todo tipo de basura. Así comenzó la idea, hace dos semanas. Ya voy por la tercera salida", asegura.

En las tres jornadas, Ariel completó tres bolsas de manijas cargadas de residuos, según detalla, al tiempo que cuenta que "es algo que ya pudo incorporar": "tenés que trabajar mucho, proporcionar los movimientos hay que flexionar, hacer una sentadilla cuando bajas a recoger la basura, cuidarse al flexionar las piernas", aclara.

El vecino realiza la actividad con una frase del reconocido autor Eduardo Galeano, como cabecera: "Hombres pequeños, en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas, cambiarán el mundo", repite, y expresa que "lo más importante es generar conciencia y sumar un granito de arena".

image.png
Ariel Quiroga Manzur (53), vecino de Villa La Angostura que lleva adelante, luego del plogging, clasifica la basura de acuerdo a su tipo, peso y forma.

Ariel Quiroga Manzur (53), vecino de Villa La Angostura que lleva adelante, luego del plogging, clasifica la basura de acuerdo a su tipo, peso y forma.

Según aseguran los ploggers, se pueden quemar alrededor de "300 calorías con 30 minutos de práctica, ya que combina correr con sentadillas cada vez que se recoge un desperdicio". Se ha extendido tanto esta práctica deportivo-ecológica que en las redes sociales quienes lo practican comparten imágenes de sus carreras y los trucos que utilizan para recoger más basura en menos tiempo y aumentar la efectividad del ejercicio físico, utilizando el hashtag #Plogging.

"Con la edad uno empieza a tomar otro tipo de conciencia. Cada vez somos más generadores de basura en Villa La Angostura, tengo dos nietas y una sobrina, incluso una de ellas tiene un año y medio y no la conozco por la pandemia, imaginate dejar ese granito de arena de cada uno para ellas, y combinando el deporte", dice Manzur.

Y admite: "el primer domingo que yo salí era el Día del Padre, un día en donde se remueven muchos sentimientos, era un día hermoso en Angostura. Varias personas tocaron bocina, con el pulgar arriba", relata a este medio, y define: "con que a una persona se le eleve el nivel de conciencia para proteger el medio ambiente es suficiente".

image.png
En las tres jornadas, Ariel completó tres bolsas de manijas cargadas de residuos. Este es el detalle del recorrido realizado por Manzur en la Ruta de Los 7 Lagos.

En las tres jornadas, Ariel completó tres bolsas de manijas cargadas de residuos. Este es el detalle del recorrido realizado por Manzur en la Ruta de Los 7 Lagos.

La importancia de clasificar los residuos

En la charla con Diario 7 Lagos, Manzur explica que "se ha contactado con él una persona de Holanda, que hace plogging y diseña obras de arte", lo que lo inspiró a comenzar con la clasificación de la basura y residuos en cada salida.

Ariel también advierte que, con el comienzo de la temporada invernal, "se nota enseguida la acumulación de basura", motivo por el cual la actividad adquiere mayor relevancia, e incluso "hacia dentro del bosque hay mucha más cantidad de residuos".

El vecino ya ha tomado contacto con las diferentes organizaciones ambientales de Villa La Angostura y el equipo de GIRSU, para planificar nuevas ideas y trabajos en conjunto, siempre con el claro objetivo de proteger la naturaleza que los rodea.