Actualidad

Organizan un guiso de lentejas para juntar fondos para el sector de endoscopia del Hospital de San Martín

Es una iniciativa del Rotary Club local. El objetivo es juntar el dinero necesario para que los profesionales de la salud se capaciten en endoscopia ya que no hay personal en el Ramón Carrillo.

En diálogo con Diario 7 Lagos, Carlos Gómez, presidente del Rotary Club, explicó que la asociación nació en Chicago hace 105 años y su accionar se basa el servicio de la comunidad, principalmente en momentos de crisis como la actualidad. “Nos la tenemos que inegniar para ver cómo podemos ayudar a la comunidad, a la gente más carenciada que más necesita”.

En este sentido la sede sanmartinense no es ajena y “como siempre venimos haciendo eventos para recaudar cosas. Hicimos una recolección de víveres para repartir en merenderos y comedores,  ahora aprovechando el frío hicimos una juntada de cosas, para hacer una lenteja para vender a un pecio cómodo”.

FV 790 VERMONT

La actividad está destinada a aquellos vecinos que puedan colaborar con el hospital ya que, según firma Gómez, “no hay auxiliares endoscopistas, hay médicos que hacen endoscopias, pero no hay auxiliares, salud no previó esta situación asique el médico nos pidió si podíamos colaborar”.

El pedido los llevó a una iniciativa con la comunidad “para poder aportar y le de la posibilidad de hacer un curso de Auxiliar de Endoscopia a esta gente. Son 6 o 7 enfermeros que se anotaron, salen $7500 pesos los cursos”.

El Guiso se realizará el sábado 25 de julo y pueden reserva las tarjeta por WhatsApp al 294480 1337 o al 294430 0755. Una porción vale $300 y dos porciones $500. El delivery es para las zonas céntricas.

Respecto a la cocina, explicó que la manejan desde el Rotary. “Tenemos un club propio, una buena cocina, hace mucho años teníamos el Día de la Madre un homenaje a la madre, una entrega de premios, baile, después nos fuimos poniendo viejos, pero hemos juntado 600 personas en el Club Lacar. Ahora usamos el club para hacer fiestas con 80 o 100 personas”.

Con la cocina equipada, y nuevos integrantes jóvenes “con mucha garra como Mariana, estamos en este proyecto de juntar dinero para comprar cosas para el hospital en este momento tan difícil” explicó el rotario.

Además, para esta ocasión  aportaron comedores, comerciantes, carniceros que han donado carne, chorizo y, sobre todo, el tiempo. “Más que nada es el tiempo que nos insume, la única erogación que tenemos como rotarios (en total son 22), es el tiempo y la dedicación que le hacemos a la comunidad”.

Para el 17 de agosto ya tienen previsto hacer una “locreada” con el objetivo de seguir aportando al hospital y a la cooperadora.