Region de oportunidades | Villa La Angostura |

El desafío de generar capacitación y la empleabilidad a los jóvenes de Angostura

Según datos de la Dirección Provincial de Estadística y Censos de la Provincia del Neuquén, sobre una población total de 10.881 habitantes en 2010, en Villa la Angostura la población entre 15 y 25 años de edad representaba el 14% de dicha población ( 1.570 personas). La proyección en esa franja etaria según la misma Dirección, para los años de 2019 y 2025 asciende a 1.983 y  2.356 respectivamente.

Dentro de 6 años, entonces, la ciudad contará con una población de casi 2.400 personas que transitarán o habrán culminado recientemente la educación media.

En la localidad, de los 17 establecimientos educativos relevados por la misma Dirección en 2017, 4 de ellos son unidades de servicio del nivel de enseñanza medio / polimodal de la modalidad común. Los mismos que existen hoy, en 2019. Dichos establecimientos cursan la currícula de bachilleres (con diferentes orientaciones: contable, medios y turismo por ejemplo).

FV 790 VERMONT

Aún frente a diferentes impulsos ocasionales y recurrentes de generarla, no existe en la localidad, escuelas técnicas ni opciones que capaciten a los jóvenes en competencias de mercado actual. Párrafo aparte es que cada vez que esos impulsos toman forma, sigamos hablando de orientaciones del siglo pasado. Ligados a roles laborales dentro del área de la construcción o la gastronomía que si bien van a seguir existiendo y alimentando el mercado local, tienen una cuestión estacionaria muy fuerte y endeble frente a episodios tanto económicos, hasta climáticos. El mundo hoy brinda oportunidades únicas para ampliarse y diversificar tanto la economía como la capacitación.

Una nueva economía en un mundo conectado, y las competencias que los roles laborales nos demandarán hacen que debamos tomar las riendas de ofertas educativas para esos casi 2.400 jóvenes del año 2025. Algunos de ellos están cursando el nivel primario o sus padres ni piensan que se mudarán a la localidad más allá de un sueño lejano.  Pero nosotros no podemos no ver la realidad, los números y las proyecciones. No podemos hacer oídos sordos a la demanda laboral, y mucho menos ser socios de una currícula desactualizada, que no piensa en el presente, pero mucho menos en el futuro.

Tenemos todo para peticionar opciones adecuadas. Y no podemos quedarnos en el pedido, sino que debemos ir a la acción. Tampoco podemos esperar que los jóvenes que se han criado en este entorno natural único tengan como única opción para capacitarse, emigrar. Por un tiempo o definitivamente.

La innovación y la industria del conocimiento va a la vanguardia de un mercado laboral que no se queda quieto. Muta y crece dia a dia. Pensemos que lo más valioso que tenemos es nuestro tiempo y cómo lo invertimos. Investiguemos y ayudemos a nuestros jóvenes a detectar qué trabajo se les ofrecerá en unos años cuando salgan al mundo laboral. Apuntalemos y brindemos opciones para generar competencias laborales actualizadas cuando lo que vemos alrededor son currículas antiguas, sin aggiornarse a los tiempos recientes, actuales y futuros.”

Cuando hablamos de competencias blandas, el mercado laboral actual demanda: Creatividad, Persuasión, Colaboración, Adaptabilidad y Gestión del tiempo.  

Según un informe del portal LinkedIn, en 2019 las habilidades duras que más demandan las empresas son las siguientes: Computación en la nube, Inteligencia Artificial, Razonamiento analítico, Gestión de personas, UX Design.

Si pensamos que esas competencias sólo pueden ser apropiadas en una educación superior, estamos equivocados. Se ha comprobado a nivel mundial que desde edad temprana podemos incorporar habilidades que luego se convertirán en herramientas en el mercado laboral, emprededor, profesional o personal en nuestra vida de adultos.

No hay excusas para no aprender, para no capacitarse. Pensemos en esos 2.400 jóvenes y proyectemos un análisis local – porque este análisis y opinión no lo traemos de libro y de ciudades lejanas, sino en base a información real cercana y análisis local –  que nos permita escribir en 2025, que hemos logrado aprovechar esta oportunidad de mejora respecto a la capacitación y la empleabilidad de nuestros jóvenes.

La innovación no es solo cuestión de herramientas, sino de contenidos y personas.

Autor: Mariana Riva para Aintegra –  Una consultora dedicada a la creación de valor en empresas y organizaciones con base en Villa la Angostura. Una propuesta profesional que tiene por objetivo contribuir en lograr empresas rentables, organizaciones eficientes y personas felices. ([email protected])

 

Foto Fuente: pixabay.com