Deportes Copa | Boca | campeón

Copa Libertadores: árbitro confirmado para Boca - Fluminense

Boca Juniors y Fluminense definirán al próximo campeón de la Copa Libertadores. En estas horas, surgieron novedades.

La Conmebol ha tomado la decisión de asignar al árbitro colombiano Wilmar Roldán para dirigir la final de la Copa Libertadores entre Boca Juniors y Fluminense, que se celebrará el sábado 4 de noviembre en el estadio Maracaná de Río de Janeiro. El organismo rector del fútbol sudamericano ha confirmado al antes mencionado como el juez principal, por lo que el uruguayo Esteban Ostojich y el chileno Piero Maza quedaron sin la posibilidad.

Quienes acompañarán a Roldán en la cancha serán colegiados colombianos, con Alexander Guzmán (asistente 1), Dionisio Ruiz (asistente 2), Andrés Rojas (cuarto árbitro) y Wilmar Navarro (quinto árbitro). Además, el chileno Juan Lara liderará el equipo del VAR, con sus compatriotas Ángelo Hermosilla (VAR1) y Edson Cisternas (VAR2), junto a otro "cafetero", Jhon Ospina (VAR3).

image.png

Se unirán a este cuerpo arbitral el uruguayo Darío Ubriaco (Asesor Internacional) y el ecuatoriano Wilson Ávila (Quality Manager). En su historial en esta edición de la Copa Libertadores, Wilmar Roldán dirigió el partido de ida de las semifinales de Boca frente a Palmeiras, el cual concluyó en empate 0-0 en La Bombonera. A nivel continental, es considerado como el mejor para muchos fanáticos.

FV 790 VERMONT

Grandes expectativas por Boca vs. Fluminense

Esta será su cuarta final de Copa Libertadores, aunque la primera que arbitra desde que se instauró el formato de partido único. Su última final fue en 2014, donde dirigió el empate 1-1 entre Nacional de Paraguay y San Lorenzo. Roldán también ha tenido experiencia en la Copa del Mundo, ya que fue uno de los árbitros designados para los torneos de Brasil 2014 y Rusia 2018, aunque sorprendentemente no fue seleccionado para el último Mundial.

Cabe resaltar que, según medios brasileños, se esperan aproximadamente 150 mil hinchas de Boca Juniors en Río de Janeiro, lo que sería el movimiento de fanáticos más grande en la historia del fútbol mundial. Sin lugar a dudas, el "Xeneize" y sus aficionados están ansiosos por poder conseguir la séptima Copa Libertadores. Sin embargo, habrá que esperar hasta el sábado 4 de noviembre por la tarde.

image.png