Policiales Bariloche | batalla | chicos

Bariloche: Pelea en el Centro Cívico con armas blancas

Chicos de dos escuelas de Bariloche se habían citado a pelear. La policía evitó que todo terminara en tragedia, ya que algunos portaban navajas y cuchillos.

Más de 50 jóvenes menores de edad protagonizaron en las últimas horas una batalla campal, que incluyó golpes, patadas y hasta armas blancas, en el Centro Cívico de San Carlos de Bariloche, por lo que tuvo que intervenir personal de la Policía de Río Negro para lograr separar a los chicos en plena vía pública.

Fuentes policiales informaron que el hecho se produjo el sábado a las 18:00, cuando los uniformados que se encontraban en el lugar observaron la llegada de diversos grupos de chicos a la plaza de ese lugar turístico. Los policías tenían la información desde la semana pasada que adolescentes de dos escuelas de Bariloche estaban organizando una pelea, con el objetivo de filmarse para las redes sociales.

image.png
"Batalla campal" de menores de edad en el Centro Cívico de Bariloche.

"Batalla campal" de menores de edad en el Centro Cívico de Bariloche.

Según informó el medio Telefé Noticias, cuando los efectivos vieron llegar al Centro Cívico a distintos grupos con fines de pelearse intervinieron rápidamente al comenzar los incidentes. De esa manera, lograron desarticularla y evitaron que la batalla campal sea más grave, ya que varios menores portaban cuchillos y navajas.

FV 790 VERMONT

Tras esta intervención, los adolescentes se dispersaron hacia distintos sectores de la ciudad como el SCUM y Skatepark, entre otros, mientras que la Policía realizó diversas recorridas disolviendo los grupos que permanecían.

Alrededor de las 19:30 los uniformados recibieron información de otra pelea que se estaba desarrollando en la calle Juan José Paso, por lo que fueron rápidamente hasta el lugar. Al ver la llegada de los efectivos, los adolescentes escaparon en distintas direcciones.

Los voceros policiales relataron que hay preocupación por la cantidad de este tipo de casos que ya son reiterativos y que protagonizan chicos de entre 13 y 17 años. Además, los interrogantes se incrementan en el marco del comienzo de la temporada invernal y el aumento de viajes de egresados que llegan a la ciudad.